viernes, 15 de enero de 2016

Diario de Santa Faustina (949)


El Amor de Dios es la flor, y la Misericordia es el fruto.